En la obra reunida para esta exposición –escogida entre la realizada en los primeros años del siglo XXI– Chema Madoz profundiza con la elegancia singular que le define, en el lenguaje sensorial de los objetos y sus significados latentes.

Toda materia encuentra un lugar en el mundo que le da significado. Madoz trabaja con el sentido de las cosas desplazando el lenguaje natural de los objetos hasta descubrir un nuevo orden, una nueva verdad simbólica que produce por contraste un impacto perceptivo. Así, individualiza y desordena, confronta y manipula, proponiendo un juego de sensibilidad poética que requiere del espectador una colaboración activa.

Todas las piezas están minuciosamente construidas y tienen una realidad física, pero la resolución formal –la simple materialidad– no es el objetivo final del trabajo, sino la fase indispensable para que su disposición ante el objetivo de la cámara permita su captura fotográfica, consiguiendo finalmente realizar el retrato de una idea.

Para ello, Chema Madoz, escuchando el lenguaje de las cosas, utiliza tonos que van desde el humor pop a la profundidad del lenguaje poético o filosófico, resolviendo su obra con una gran coherencia formal mediante un ejercicio de precisión técnica.

La colección expuesta representa la etapa de madurez y depuración conceptual del artista que nos propone un paseo por el círculo infinito del sentido de las cosas que, aunque parezcan silenciosas en el lugar que ocupan, se pasan todo el tiempo hablando.

Borja Casani

Organiza

Fundación CajaCanarias

Lugar

Espacio Cultural CajaCanarias.
C/ San Juan, 16
Puerto de la Cruz

Entidades Colaboradoras

Compartir: