Filmoteca CajaCanarias
EXPOSICIÓN
Del 18 de enero al 19 de marzo de 2016

Organiza

Fundación CajaCanarias

Lugar

Espacio Cultural CajaCanarias.
Plaza de España, 3
Santa Cruz de La Palma


Vista de la Catedral de La Laguna, c.1860. Óleo sobre lienzo, 40 x 59 cm. Real Sociedad Económica de Amigos del País de Tenerife
La poesía del paisaje
Alejandro Ossuna Saviñon

Alejandro Ossuna Saviñón (La Laguna, 1811-1887) es un pintor poco conocido, a pesar de su fuerte vínculo con su ciudad natal, de la que fue concejal. Perteneció a una aristocrática y culta familia de terratenientes con posesiones repartidas por Tenerife: en La Matanza, Las Palmas de Anaga, El Realejo o Güimar, lugares que trasladó a sus óleos y acuarelas. Su obra nunca se expuso y sólo recibió las enseñanzas de Lorenzo Pastor y Castro, de quien aprendió los rudimentos del oficio. Por afición, pintaba o tocaba la viola en una pequeña orquesta, a la par que mostró especial interés por las costumbres populares, por la botánica y por la obra de Sabin Berthelot, como se aprecia en su producción pictórica.

Ossuna cultivó tanto la acuarela como el óleo, y también se conocen algunos dibujos y retratos suyos. Se le encuadra como paisajista romántico, si bien sus vistas no son idealizadas sino totalmente reconocibles. Captó especialmente escenas costumbristas de la vega lagunera con El Teide al fondo, como un elemento más de la composición que podía variar de escala o ubicación, recurso éste también empleado en otros contextos por autores como Cezatme. Asimismo, Ossuna realizó vistas urbanas de otros lugares de la isla, de Santa Cruz de La Palma y de Las Palmas de Gran Canaria.

En sus cuadros identificó con detalle las especies vegetales y los elementos orográficos propios de cada lugar, anticipándose en sus rotundas visiones del Teide a la generación de paisajistas canarios de la segunda mitad del siglo XIX, al tratar el paisaje de alta montaña, que fue incorporado tardíamente a este género. Asimismo, sus forzadas perspectivas y la desproporción de las figuras que plasma en sus cuadros le imprimen cierto carácter naif a su obra. María Rosa Alonso apuntó, en este sentido, el correlato que se aprecia entre las pinturas de Ossuna y los poetas de la escuela regional posteriores.

Esta exposición reúne una selección de cuadros en los que, además, también se evidencia el gran valor etnográfico de su producción, como documento para la historia. La obra de Ossuna, en suma, es esencial en la configuración de la identidad del paisaje tinerfe-ño y, en particular, del de La Laguna y su vega.

Consuelo Conde Martel - Comisaria

Compartir: